La Experiencia de la Unidad en la Iglesia Primitiva

Spanish
Hechos 1-5, 2 Corintios 9
Year: 
2018
Quarter: 
4
Lesson Number: 
5

 

 

Lección 5

La Experiencia de la Unidad en la Iglesia Primitiva

(Hechos 1-5, 2 Corintios 9)

Introducción: cuando deseas realizar una tarea, ¿observas cómo las personas lo han hecho en el pasado? O, ¿buscas ideas innovadoras que te ayuden a hacerlo mejor? Parece que a menudo ignoramos las lecciones de la historia. Esta semana nuestro estudio trata sobre la combinación de poder, riqueza y unidad en la iglesia primitiva. ¿Qué lecciones podemos aprender de la historia? ¡Indaguemos en nuestra Biblia y veamos lo que podemos aprender!

  1. Desunión
    1. Lee Hechos 1:3-6. ¿Qué quieren los discípulos? (Quieren que Israel tenga el poder político y militar suficiente para derrocar al poder de Roma).
    2. Lee Hechos 1:7-9. ¿Es ese el mensaje que Jesús quiere que difundan después de que Él regrese al cielo?
    3. Concéntrate en Hechos 1:8. Están preguntando por el poder político y militar. ¿A qué poder se refiere Jesús en su respuesta? (Jesús les habla en términos de poder real: el poder del Espíritu Santo).
      1. ¿Qué sugiere esto acerca del Espíritu Santo y la unidad? Jesús y los discípulos no estaban unidos en su objetivo. (El Espíritu Santo es el poder detrás de la unidad en la Iglesia).
      2. ¿Cuán importante fue el Espíritu Santo en esta situación? (Si yo fuera Jesús, habría estado devastado y muy descontento con esta pregunta. Es como si los discípulos no hubieran aprendido nada. Jesús confía en el Espíritu Santo para solucionar este grave problema).
        1. ¿Es esta una lección relevante para los problemas de desunión hoy?
  2. El Camino a la Unidad
    1. Lee Hechos 1:12-14. ¿Cuál es el tema de sus oraciones? (Ya que Jesús les dijo en Hechos 1:4-5 que deberían esperar el bautismo del Espíritu Santo, creo que ese es el tema obvio de sus oraciones).
    2. Lee Hechos 2:1-4. ¿Por qué son importantes el ruido, el viento y el fuego? (¡Imagínese estar allí! Esta es una enorme cantidad de poder. Un viento violento es poder. El fuego es poder. Querían poder y Jesús se lo dio, pero de forma diferente a la que esperaban).
      1. ¿Deberían haber esperado este tipo de poder? (Considera el poder que Jesús ejerció durante el tiempo que estuvo con ellos en la tierra. Este es el poder que Jesús usó. Los discípulos apenas estaban empezando a entender esta lección).
    3. Lee Génesis 11:5-7. Recordemos que recientemente estudiamos la historia de la Torre de Babel. Aprendimos que se unieron para resistir a Dios. ¿Qué dice Dios aquí sobre el poder de un lenguaje universal? (Nada será imposible).
      1. ¿Ves una conexión entre Pentecostés y la Torre de Babel? (Dios está revirtiendo lo que hizo. Esta vez se busca la unidad para avanzar en el Reino de Dios).
      2. ¿Por qué los misioneros de hoy tienen que aprender idiomas extranjeros?
    4. ¿Cuáles fueron los ingredientes para el poder y la unidad en la iglesia primitiva? (Un deseo de poder. Oración por el poder del Espíritu Santo. La llegada de ese poder).
      1. Si tenemos un conflicto serio en la Iglesia, ¿es esa la prueba de que no tenemos suficiente poder del Espíritu Santo?
  3. Preservando la Unidad
    1. Lee Hechos 4:32-35. ¿Cuán profunda fue la unidad? (¡Incluso llegó a sus bolsillos!)
    2. Lee Hechos 4:36-37. ¿Es Bernabé importante más adelante en el trabajo de la iglesia? (¡Absolutamente! Estudiamos sobre él en nuestra última serie de lecciones).
    3. Lee Hechos 5:1-2. ¿Es apropiado guardar parte de tu propio dinero?
      1. Algunos etiquetan el problema como "codicia". ¿Puedes codiciar lo que ya es tuyo?
    4. Lee Hechos 5:3-4. ¿Cuál es el problema? (Que Ananías y Safira mintieron al respecto).
      1. ¿Por qué mintieron? (¡Querían parecer tan generosos como Bernabé! Era una tergiversación de su carácter. Quizás aquí es donde entra la codicia: codiciaban la reputación de Bernabé).
      2. ¿Cómo puede decir Pedro que Ananías le mintió a Dios? (Todos sabemos que Dios lo sabe todo. Dios no fue engañado por esto).
        1. Si es literalmente imposible engañar a Dios, ¿qué quiere decir Pedro? (Ananías no tenía una comprensión adecuada del poder de Dios. Creía que el Espíritu Santo no lo sabría. De lo contrario, lo que Pedro dice no tiene sentido).
          1. ¿Es este un problema en las disputas de la iglesia hoy? ¿Uno (o ambos) lados no entienden el poder de Dios?
    5. Lee Hechos 5:5-6 ¿Por qué pasó esto? ¿Es el "gran temor" que se apoderó de la iglesia primitiva parte del plan para preservar la unidad?
    6. Lee Hechos 5:7-9. ¿Cómo es esto una "prueba" del Espíritu Santo? (Una vez más, parece que Safira no entendió el poder del Espíritu Santo. Ella lo "probó" asumiendo que el Espíritu Santo podría ser engañado).
    7. Lee Hechos 5:10-11. Este texto deja en claro que "gran temor" se apoderó de "toda la iglesia y todos los que escucharon". ¿Hay alguna lección de esto para nosotros hoy?
      1. ¿Deben temer los que dudan del poder del Espíritu Santo? ¿Debemos castigar a los rebeldes? ¿Debemos dejar el castigo al Espíritu Santo?
    8. Revisemos el tema de la codicia y la unidad. Si bien no creo que el pecado de Ananías y Safira fuera codiciar su propio dinero, discutimos la codicia de la reputación de Bernabé. Cuando piensas en los problemas de unidad que has observado en la iglesia, ¿cuántos de ellos involucran a personas que codician el poder y la autoridad de los líderes en la iglesia?
      1. ¿Cómo se manifiesta esto? ¿Es codicioso pensar que deberías tomar la decisión en lugar de los líderes de la iglesia?
  4. Preservando la Riqueza
    1. Cuando piensas en Ananías y Safira, su problema tiene dos caras. Ellos codiciaban una reputación de generosidad, pero querían quedarse con su dinero. ¿Es posible hacer ambas cosas? ¿Mintieron y murieron innecesariamente? (Lee 2 Corintios 9: 6. Esto nos dice que si somos generosos, seremos bendecidos financieramente. No solo es posible ser generosos y ricos, es la voluntad de Dios).
    2. Lee 2 Corintios 9:7-9. Ananías y Safira tienen lo que habían decidido dar. ¿Estaban "alegres" al respecto? (Pensaron que tergiversar su regalo los haría sentir mejor).
    3. Lee Mateo 6:2-4. ¿Bernabé pecó? ¡Su regalo se registra (Hechos 4:36-37) para que todos lo veamos!
      1. Si el proceso de donación en la iglesia primitiva fuera anónimo, ¿se habrían metido en problemas Ananías y Safira? (Si se aplicara el anonimato, no se habrían sentido tentados a mantenerse al día con los demás, como Bernabé).
      2. ¿Las iglesias y otras organizaciones no lucrativas religiosas violan rutinariamente Mateo 6:3-4? (Lo vemos todo el tiempo. Mi iglesia local no hace esto, pero la Universidad Andrews publica mi nombre, mi nombre está grabado en una placa donde enseño, incluso Billy Graham tiene nombres de donantes grabados en ladrillos en su centro. Obviamente, yo podría controlar esto, ¡pero no lo hice y no lo hago!)
        1. ¿La práctica de publicar los nombres de los donantes socava la unidad? ¿Eres como Ananías y Safira, y codicias tener tu nombre entre una clase más generosa de donantes?
      3. ¿Estoy exagerando la naturaleza del problema? ¿Dijo Jesús (Mateo 6: 2-4) que era un pecado ser un donante de alto perfil? O, ¿simplemente dijo que publicar tu nombre es tu recompensa?
    4. Me parece que tenemos una visión retorcida de dar. Lee 2 Corintios 9: 10-11 y relee Mateo 6: 4. ¿Qué te sucederá si das dinero de forma anónima? (Dios te hará "rico en todos los sentidos".)
      1. ¿Crees que otros notarán tu recompensa? (Absolutamente).
    5. Amigo, ¿ves cómo los humanos tienen las cosas al revés? Los discípulos querían poder político y militar. Dios les dio algo más grande, su poder, el poder del Espíritu Santo. Ananías y Safira querían (codiciaban) una reputación generosa, pero no querían ser más pobres. Dios nos promete que cuanto más generosos seamos, más ricos seremos. Amigo, esto es como la justicia por la fe. Debes dejar que Dios te dé poder, reputación y dinero, y no intentar que esto suceda por tu propio esfuerzo. ¿Dejarás que Dios te bendiga?
  5. La próxima semana: Imágenes de la Unidad.

 

Copr. 2018, Bruce N. Cameron, J.D.

Traducido por Rafael